Actualmente existen 1.830 millones de sitios web. Tenemos información de absolutamente todo a golpe de clic, pero en Internet nada es gratis. Cada vez que accedemos a la información que nos aporta una página web dejamos un rastro. Por eso debemos asegurarnos de que las páginas webs que visitamos cumplen los requisitos legales que exige la normativa vigente.

El Día Internacional del Internet Seguro es un marco perfecto para concienciar sobre el recorrido de nuestras navegaciones y recordar recomendaciones básicas.

La Ley Orgánica de Protección de Datos Personales y Garantía de los Derechos Digitales (LOPDGDD) se encarga de garantizar y proteger el tratamiento de nuestros datos personales. Establece los requisitos legales que deben incorporarse a una página web.

  • El Aviso Legal es un requisito obligatorio de toda web con finalidad comercial. Recoge los datos identificativos relativos al titular, así como el funcionamiento de la web. Debe ser accesible desde cualquier página.
  • Todas las páginas que recaben datos a través de formularios de contacto, registro, newsletter, etc.., debe informar de la Política de Privacidad. En este texto se informa que sus datos van a ser recopilados, periodo de conservación, usos y finalidad, así como la cesión de datos a terceros. La Política de Privacidad debe ser clara y accesible desde cualquier página.
  • Además de la Política de Privacidad las webs deben informar sobre su Política de Cookies, pero debemos tener presente que es un archivo que recaba nuestros datos de navegación. El Aviso de Cookies debe ser fácilmente identificable y visible en la web y debe informar sobre el tipo de cookies utilizadas, el tiempo que permanecen almacenadas en el navegador del usuario, de qué datos realizan el seguimiento, cuál es su finalidad y aportar información sobre como desactivar, rechazar o eliminar las cookies.

Como usuarios nos beneficiamos de una navegación que parece infinita por lo tanto parece razonable que las compañías que nos facilitan el acceso a esa información obtengan su contrapartida. Lo importante es ser consciente de que nuestros datos cuentan y ser capaces de identificar las amenazas y malas prácticas que perturban el trueque en el que se basa el negocio de Internet.

Estela Vieitez

Recursos Humanos | Data Security Protection Officer

@EstelaVieitez